Beneficios de la Moringa

La Moringa presenta un alto contenido de proteínas, vitaminas, minerales y antioxidantes, lo que le  confieren cualidades sobresalientes en la nutrición y salud.

 

Algunas propiedades antibacteriales, energizantes y antioxidantes presentes en esta planta medicinal incrementan las defensas naturales del cuerpo, promoviendo la estructura celular del cuerpo, controlando de forma natural los niveles de colesterol sérico, reduciendo la aparición de arrugas  y promoviendo el funcionamiento normal del hígado y el riñón.

 

 

Beneficios en la salud de  la Moringa a través de sus Minerales:

 

Algunos de los minerales más potentes presentes en la Moringa  son el Calcio, Cobre, Hierro, Potasio, magnesio y Zinc.

 

Cada mineral proporciona un beneficio concreto en el ser humano, ayudándolo a mantenerse fuerte y sano. Para empezar, el Calcio ayuda al crecimiento, el mantenimiento y la reproducción del cuerpo. Cabe destacar que la Moringa tiene 17 veces más calcio que la leche.

 

Además, este importante mineral tan básico durante nuestra etapa de desarrollo estimula la coagulación de la sangre, la transmisión de los impulsos de los nervios, la contracción y relajación de los músculos y la estimulación de la secreción de hormonas. El calcio también ayuda a luchar contra la osteoporosis durante la vejez y refuerza los huesos de los jóvenes y las personas de mediana edad.

 

Otro potente mineral presente en la Moringa es el Hierro, que ayuda en la formación de hemoglobina y mioglobina, los cuales llevan oxigeno a la sangre y los músculos. Además, el Hierro también forma parte de muchas proteínas y enzimas en el cuerpo. La Moringa tiene, además, 27 veces más hierro que las espinacas.

 

Otro importante mineral de la Moringa es el Potasio, que regula el balance de acido-básico, el agua en la sangre y los tejidos del cuerpo.

 

 

 

Beneficios de los Antioxidantes y vitaminas presentes en la Moringa:

 

Las hojas de la Moringa son muy ricas en Flavonoides, un tipo de antioxidante que ayuda a luchar contra los radicales libres. Otras propiedades antioxidantes de la Moringa es la Quercetina, Kaempferol, Beta-Sisterol, ácido Caffeoylquinic y Zeatina. Estas propiedades ayudan controlar los síntomas del proceso de envejecimiento reconstruyendo las células dañadas, mejoran la salud cardiovascular y refuerzan el sistema inmunológico.

 

Además, la Vitamina A, presente en la Moringa, es un  nutriente que  influye en el proceso de crecimiento y reparación de la células que afectan a la visión, mucosas, piel, uñas, esmalte dental y cabello. Esta vitamina  es esencial para mantener un sistema inmune fuerte que nos ayude a luchar contra las infecciones.

 

Además, la Vitamina A  crea membranas que protegen de las infecciones a órganos como los pulmones o el tracto digestivo, mantiene los huesos y dientes sanos, mejora la reproducción sexual (ya que permite la buena producción de esperma y favorece el ciclo menstrual), ayuda a nuestra  visión nocturna y previene enfermedades como las cataratas, el glaucoma o la ceguera.

 

Con la Vitamina C, otra propiedad que contiene la planta de la Moringa, ayudamos a los procesos de  cicatrización de la piel . Además, combate el envejecimiento prematuro, debido a que los antioxidantes ayudan a combatir la formación de radicales libres. 

 

Por otro lado, con la Vitamina E, presente en una notable cantidad en la Moringa, se protegen las membranas biológicas de los nervios, los músculos y del sistema cardiovascular, se prolonga la vida de los glóbulos rojos y ayuda a  la absorción y uso de la vitamina A. También disminuye los efectos nocivos del humo del cigarrillo, el hígado  con los efectos del alcohol y es un buen diurético. Del mismo modo,  ayuda a las personas diabéticas a la hora de regular sus niveles de azúcar.

 

Los fitonutrientes en las hojas y semillas de Moringa Alpha caroteno, Beta-Caroteno, Luteína, Zeaxanthin y Clorofila limpian el cuerpo de toxinas, purifican los riñones, ayudan a fortalecer el sistema inmunológico y a reconstruir los glóbulos rojos en la sangre.

 

 

Beneficios de los Aminoácidos esenciales en la Moringa:

 

La Moringa, dentro de su amplio abanico de potentes propiedades, contiene varios aminoácidos esenciales para las funciones en la salud humana.

 

A través de la Metionina se evitan los trastornos del cabello, la piel y las uñas. Además, ayuda a reducir los niveles de colesterol y reduce la grasa del hígado.

 

Con el Triptofano se promueve la liberación de serotonina, que regula el sueño y el placer y combate la ansiedad, el insomnio y el estrés. A través de la Arginina el cuerpo  se hace más inmune a  las bacterias, virus y células tumorales. Este aminoácido también favorece la cicatrización y la regeneración del hígado y produce la liberación de hormonas de crecimiento, crucial para el crecimiento óptimo del músculo y la reparación de tejidos.

 

Por otro lado, con la Penilalanina  el cerebro se mantiene despierto y alerta, se reducen los dolores del hambre y se mejora la memoria.

 

Con la Histidina se trata la artritis reumatoide, enfermedades alérgicas, úlceras y anemia. A través de la Isoleucina se estabiliza y regula el azúcar en la sangre y los niveles de energía.

 

Con la Leucina se mejora el tejido muscular, la piel y los huesos y, gracias al aminoácido Lisina se forma el colágeno. También ayuda en la producción de anticuerpos, hormonas y enzimas.

 

Con la Cistina, el cuerpo humano se protege de  las radiaciones y la contaminación. Este aminoácido también  ayuda a la síntesis de proteínas. Por otro lado, la treonina que contiene la Moringa se ayuda a prevenir la acumulación de grasa en el hígado.

 

Finalmente, la Tryrosina ayuda a superar la depresión,  mejora la memoria, aumenta la agudeza mental y promueve el funcionamiento saludable de la tiroides, suprarrenales y las glándulas pituitaria.

 

 

 

Beneficios para la salud divididos en hojas, raíces, semillas y flores de Moringa:

 

 

Podemos resumir brevemente los beneficios de la Moringa divididos entre sus partes principales. Para empezar, destacamos cómo en las hojas de Moringa encontramos una gran cantidad de vitaminas, minerales, ácidos grasos y proteínas que ayudan a proteger nuestro sistema inmunológico.

 

Por otro lado,  las raíces de la Moringa tienen propiedades diuréticas. Y es que la raíz tiene compuestos cuyas propiedades ayudan a regular el aparato digestivo, previniendo la diarrea o el estreñimiento. La semillas de Moringa tienen propiedades antibacteriales y, finalmente, las flores de Moringa son ricas en antioxidantes y aminoácidos.

 

 

Contraindicaciones en la salud de la Moringa:

 

Hay pocas consideraciones que deben tomarse al usar la Moringa; no obstante debemos tener en cuenta que es mejor no  ingerirla en ayunas, ya que puede actuar como laxante.  También debemos vigilar su consumo durante el embarazo y la lactancia.

Suscríbete a Cultiva Salud

Registrate GRATIS y recibe nuestras publicaciones y consejos en tu correo. Al suscribirte recibirás "La guía del huerto para mi balcón"

subscription incentive

Sin Comentarios